Histórias de Vida

Una historia contada en kilómetros

Data: sexta, 22 de dezembro de 2017 - Hora: 16:58

Uruguayo de procedencia y teniendo como pasión las pruebas de largo aliento, nunca pensó que iba a recorrer tantos kilómetros.

Antes de eso, la vida lo puso a prueba, como a todo el mundo alguna vez le toca. El es Santiago Cabrera, hoy, de 21 años.

Con 14 años, la ruta de la vida lo esperaba. Así, tan tempranamente, tuvo que salir de su casa a trabajar...era hora de comenzar a recorrer su camino.
Su camino comienza en "La Lucila", reconocida cabaña de criollos de resistencia de Uruguay, que hasta entonces, Santi, como así acostumbran decirle, solo conocía caballos de carrera.
Es para su sorpresa, que allí, en ese establecimiento, descubría un nuevo amor: la raza criolla. (Ya que "el caballo", no era de ahora que era su amor).
Con ello, caballos especiales, famosos, que lo hicieron recorrer más que kilómetros, y sin dudas, lo hicieron alcanzar cosas que para el, eran intangibles.
Y es cuando se habla de caballos especiales que se le viene a la mente, Canuto Molles.
Caballo famoso por su resistencia, velocidad, poder de recuperación. Según Santiago, "diferente a los demás".
No solo le enseño cosas en carrera, si no que también aplicables para la vida.
"5, o 10 minutos de pausa, no significa que nada esté perdido, todo es alcanzable", así fue como lo dejó demostrado este animal tras perder dos herraduras en un enduro, donde era uno de los punteros, y así mismo, ante ese percance, ganaron.

Pero Uruguay empezó a quedar chico para tanto talento, dedicación por las cosas.
Así fue que con otro "pingo", se fueron al mundial young rider en Chile, donde lo completaron exitosamente con Marche Preso Molles.

Santi, no quiso parar por ahí...
Esta vez, el destino era Dubai.
Con HO Hall Black se fueron a correr, HH Sheikh mohammed Cup.

Y así... varias carreras, varios caballos, varias anécdotas.
Diferentes enduros, de diversas distancias, de diferentes suelos, de diferentes cuidados.

"Nada es fácil", dice. Así lo deja demostrado la marcha de resistencia de caballos criollos de 750 km. Por ende, la prueba que más le gusta correr. 15 días, de diferentes desafíos todos los días.

Y así, con "diferentes desafíos todos los días", es que Santiago vive su vida.
Con una sonrisa estampada, conquistando nuevos pingos, horizontes, y caminos.
Recordándole a el mundo, "QUE TODO SE PUEDE", es solo ir "por el camino más cierto", muchas veces el de el corazón.
Teniendo mucha fé, garra y perseverancia.
Teniendo la certeza de nuestros sueños, que más tarde o más temprano, por este "enduro", por esta "marcha", que llamamos vida, las cosas se logran.

Fotos archivos: Santiago Cabrera